miércoles, 19 de junio de 2013

5 pasos para crear tu espacio de trabajo




¿Estás pensando en tener un espacio creativo para ti ? Es esencial a la hora de dar rienda suelta tu inventiva.
No importa el tamaño que tenga. Despreocúpate por las dimensiones. Puede que tengas la posibilidad de todo un ambiente para ti sola o un rincón armado en cualquier sitio de la casa. Lo que importa es que te estimule y esté bien organizado de acuerdo a tus necesidades.
Un lugar donde te diviertas realizando tus trabajos, te llenes de inspiración y siempre tengas ganas de estar y de crear. Así de lindo debe ser. Y así de práctico, además de merecido.

Tampoco debe preocuparte si dispones de un presupuesto limitado para conseguirlo. No tiene que figurar en la última edición de una revista de interiores. Solo debe ser perfecto y vital para ti.
Con tus propias pautas decorativas y con los elementos que consideres relevantes. Debes lograr un espacio con tu sello personal, que se identifique con lo que eres y con lo que haces

Suena tentador ¿no?

¿Y por dónde empezar? 
Armar tu espacio creativo es más fácil de lo que piensas. Créeme.
Basada en mi experiencia de feliz terrateniente, escribí unos pasos a seguir que van a llevarte a tu amorosa y poderosa área donde desplegar tu creatividad.


1) Una buena mesa.

La más grande que pueda permitirte el espacio. Para trabajar cómoda y sin limitaciones. (Creo que nunca son lo suficientemente grandes.) Un buen recurso económico para ampliarlas es colocar por encima una placa de MDF.  No necesitas pintarlas, ya tienen un acabado blanco como la nieve,  son súper resistentes y quedan divinas sobre cualquier soporte. 
Mi gran mesa de dibujo es así. Enorme, blanca y perfecta. Y seductora. Todos se enamoran de ella. 
Pídele colaboración a los demás integrantes de tu familia de no usarla como apoyo. No es un despojador. Así que carteras, mochilas, bufandas y cuadernos ajenos no deben ser efectos invasores.

Si tu vivienda es chica y no admite muebles de estas proporciones, una  mesa estándar es suficiente e igual de perfecta.  Aún si es viejita. ¿Recuerdas la famosa frase de Roosevelt?...
"Haz lo que puedas, con lo que tengas, allí donde estés".  Píntala, recíclala y disfrútala. Y hazla tan tuya como tus propias creaciones. 

2) Luz

Aprovecha la luz natural al máximo.  
Cuando necesites de luz eléctrica es importante que la lámpara sea articulada.  No debes sufrir la incomodidad de ir hasta la luz. La luz debe estar a tu servicio y ser dirigida donde más la necesites. Una lámpara de base común, por más atractiva que sea, no cumple esta función. 
Ve por la más linda  que encuentres.  

3) Orden y organización

Empezar cualquier trabajo en un espacio ordenado evita el caos, la confusión  y sobre todo las pérdidas de tiempo. Si  en plena tarea, encontrar  un material, los útiles o una herramienta se convierte en una carrera de obstáculos...cambia de actitud. Organízate, estructura, despeja y ordena. El orden también sugiere claridad mental y evita que te distraigas o pierdas tu ritmo.

Aunque tengas un mueble auxiliar o buenos estantes no descartes el uso de cajas, canastos, carpetas e incluso frascos. Son excelentes para tus materiales. En un estudio o taller siempre contamos con un montón de elementos chiquitos. Cuando no los utilizamos son pura molestia si no tienen su lugar de almacenamiento.

Apela a tu ingenio para hacerte de contenedores sin romper el presupuesto y a tu estética para darles personalidad.  Aunque no hayan sido fabricados para el fin que tú elijas  serán perfectos en tu espacio cuando estén cumpliendo una utilidad.
(Uno de mis portalápices, es una quesera de cerámica (¡quién lo diría!...) y me encanta como luce. 

Ten presente las cajas de cartón. Son mis preferidas. Apropiadas y con buena capacidad. Las encuentras en librerías o en casas de decoración. Son divinas, siempre bienvenidas y accesibles.

4) Selección

Atrévete  a descartar todo lo que ya no sirve. Lo que está viejo. Desafilado. Desteñido. Roto. Vetusto.

Solo ocupa espacio y no cumple ninguna función. Un área de trabajo siempre debe contar con materiales e instrumentos que respondan a tus exigencias creativas. No les agregues emociones. Si ya no sirven, simplemente cumplieron su ciclo. Borrón y compra nueva.

5) Inspiraciones.


Rodearte de lo que te inspira tiene un propósito: estar bien enfocada en una nueva idea o enriquecer la que está en curso. 
Las imágenes visuales son importantes además de placenteras. Flickr es una excepcional fuente de inspiración, al igual que Pinterest.
En mi cartelera de   Inspiring studios & workspaces  encontrarás mil ideas de cómo crear un moodboard , aunque recuerda que no debes parecerte a nadie más que a ti misma. Lo que hagas en tu tablero debe avalar tus propias ideas de creación y el cometido de brindarte más inspiración. 
Un conjunto de fotos, bosquejos, una paleta de colores y cualquier otro elemento significativo puede convertirse en una hoja de ruta. Con una obra genial como destino.

Aprovecha tus ratos de serenidad para hacerle una caricia a tus sentidos. Las fragancias, un ramo de flores frescas, una vela prendida y tu música preferida, son pequeños auto-regalos que ejercen una influencia poderosa sobre tu ánimo. Pruébalo. Vas a descubrir que es cierto. 
(Me encanta que mi espacio huela a vainilla. El aromatizador "Vanilla Sugar" de V. Zuberbhuler, es casi mágico. Hace que mi lugar sea el mejor del mundo y que todas las musas estén de mi lado.)

Por último, no dejes de tener tu libro personal. Escribe todo lo que tengas en mente. Tus ideas deben estar bien guardadas.
Es la mejor manera de conocerte a ti misma, de llevar un registro de lo que sientes.  De lo que te inspira y de crear proyectos. Llénalo de dibujos, palabras, y metas. Que no se escape una sola reflexión ni propósito. Es uno de los recursos más valiosos.



Estos pasos que comparto son inspirados en la experiencia de la ejecución de mi propio espacio personal, en mi casa. Algunas pautas son válidas tanto para un área creativa  como para cualquier rincón de trabajo. Una disciplina hecha con pasión merece desarrollarse en un ambiente cálido y funcional. Donde el bienestar sea cosa de todos los días.



2 comentarios:

Beti Copetti dijo...

Boas ideias! A luz e a organização são fundamentais!Aqui, troquei a janela do meu espaço de trabalho por uma com o dobro do tamanho e a máquina de costura fica na frente. Organização eu tento, mas é difícil! ;-)

Anónimo dijo...

w zębach

dratωу. Oωczy сolloіdѕ ::
::
zewłok był duży. Μusiał taki іstnieć, iżby umieścić w sаmemu ԁużo siarki, salеtrу, węgla dгzewnego
zaś zе trójka

funty hufnali. Aсzkolwiеk przеkwitłe kleсhdy
zalecały wyłącznі.